Igualdad de mujeres y hombres y enfoque de género

Se siguen manteniendo, hoy en día, infinidad de situaciones sociales de desigualdad motivadas por los mandatos de género derivados de un modelo productivo laboral en el que el trabajo se encuentra ubicado en el centro de la vida de las personas. Se establecen diferentes condicionantes de partida para lo productivo y lo reproductivo o de cuidados, generando impactos desiguales, y discriminatorios.

Las organizaciones, en su planificación y gestión interna y también en su impacto externo, tienen un amplio campo para incorporar medidas que corrijan o aseguren la igualdad mediante una atención constante a la perspectiva de género.

Las empresas llevan décadas teniendo a su disposición diferentes metodologías y profesionales al servicio de la mejora de su marco de relaciones laborales en clave de igualdad de mujeres y hombres. Sin embargo, no ha sido hasta más recientemente cuando se han empezado a dar diferentes obligaciones legales que han animado a un mayor número de organizaciones a identificar su situación actual en este ámbito y a elaborar planes de igualdad.

Sigue siendo necesario, a pesar de todo, realizar procesos de reflexión que nos ayuden a cuestionar por qué el funcionamiento de nuestra organización es como es y qué impactos diferenciales está generando en mujeres y en hombres. Los aprendizajes, que hasta ahora han sido culturales, sociales e inconscientes, tienen que convertirse ahora en reflexiones conscientes en el aquí y ahora.

 

 

 

 

 

 

 

 

Hay espacios de ncuentro entre las personas y sus organizaciones… solo hay que querer buscarlos.

Diagnósticos y planes de igualdad de mujeres y hombres.
Incorporación de la perspectiva de género en el modelo de gestión avanzada.
Elaboración de protocolos para la prevención y actuación ante situaciones de acoso sexual y/o por razón de sexo.
Formación en materia de igualdad.
Introducción de la perspectiva de género en el modelo de gestión, proyectos o servicios.
Introducción de cláusulas sociales en materia de igualdad en la contratación de servicios.
Revisión de materiales o soportes comunicativos para un uso no sexista del lenguaje o las imágenes.
Acompañamiento en procesos de empoderamiento.
Despliegue medidas para la conciliación corresponsable, la flexibilidad, el teletrabajo, etc. Reorganización de los tiempos de trabajo.
Incorporación de la perspectiva de género en el modelo de gestión avanzada.
Estudios o informes sectoriales o específicos de alguna política de gestión o de personas.
Etc.

Web: